top of page
  • Advertising Marketing

Causas del insomnio en adultos mayores

Adulto mayor se toca las sienes mirando hacia abajo con gesto preocupado.

¿Cuáles son las causas del insomnio después de los 65?

Interrupción del sueño, ronquidos, medicación o malos hábitos.

Una alteración en el patrón de sueño también es parte del proceso normal de envejecimiento. Los adultos mayores pasan más tiempo en las etapas más ligeras del sueño que en el sueño profundo. A medida que el mecanismo circadiano en las personas mayores se vuelve menos eficiente, su horario de sueño cambia: se van a dormir más temprano y también se despiertan mucho más temprano, incluso, cuando logran dormir de 7 a 8 horas.

Analicemos las causas

Las causas de esas alteraciones pueden ser muy diversas y en muchas ocasiones tienen su origen en problemas médicos comunes de la vejez, como hipertensión, diabetes mellitus, insuficiencia renal, enfermedades respiratorias, trastornos inmunitarios, enfermedad por reflujo gastroesofágico, discapacidad física, demencia, dolor, depresión y ansiedad.

Por otro lado, hábitos que no son saludables y que pueden inducir el insomnio como: el consumo de alcohol y tabaco, en especial horas antes de irse a dormir, tomar bebidas estimulantes como café o té a lo largo del día.

Los ronquidos fuertes, que son más comunes en las personas mayores, pueden ser un síntoma de la apnea obstructiva del sueño. Y otros trastornos que rompen el ciclo de sueño y que son más frecuentes en ancianos son el síndrome de piernas inquietas y el trastorno del movimiento periódico de las extremidades.

No está solo

Los problemas para dormir son muy habituales en la consulta de Geriatría. De hecho, se estima que el 50% de la población de más de 65 años presenta algún trastorno del sueño. Entre los más habituales se encuentran la somnolencia diurna, la dificultad para empezar el sueño o para mantenerlo toda la noche.

Consejos para dormir mejor

  1. Evite como la cafeína (que se encuentra en el café, el té, las bebidas de cola y el chocolate) durante al menos 3 o 4 horas antes de acostarse.

  2. No tome siestas durante el día.

  3. Haga ejercicio en horarios regulares cada día, pero no 3 horas antes de acostarse.

  4. Evite la estimulación excesiva, como programas televisivos violentos o juegos de computadora, antes de irse a dormir.

  5. Practique técnicas de relajación a la hora de ir a la cama.

  6. No vea televisión ni utilice su computadora, teléfono celular o tableta en el cuarto.

  7. Intente acostarse y despertarse a la misma hora.

  8. Utilice la cama solamente para dormir.

  9. Evite los productos de tabaco, especialmente antes de irse a dormir.

  10. Pregunte a su médiico si alguno de los medicamentos que toma pueden afectar su sueño.

Comments


Manténgase

al día

Al ingresar su email, acepta recibir comunicaciones de de La Colonia Medical Center.

Gracias por suscribirse

bottom of page